Los hilos espiculados

Los hilos espiculados es uno de los numerosos nombres que reciben los hilos tensores, hilos multifilamento o hilos japoneses. Los hilos espiculados son uno de los grandes avances de la medicina estética. Se trata de hilos de monofilamento que infiltramos bajo la piel para resituarla donde debe estar. Son especialmente útiles en el cuello y en la cara.

Los hilos tensores son el remedio más eficaz para la flacidez de la piel. Su material, la polidioxanona, es totalmente biocompatible, por lo que nunca podrá haber rechazo. De igual manera, este material acaba siendo reabsorbido por el cuerpo, por lo que sus efectos acaban desapareciendo a partir de los 18 meses.

El uso de los hilos espiculados

La revolución de los hilos tensores solo lo es en el ámbito de la medicina estética. En otros campos de la medicina se llevan utilizando varias décadas para realizar operaciones. Su gran poder de contención logra mantener la piel durante la intervención y aligerar su postoperatorio.

Existen dos tipos de hilos tensores: los hilos tensores de monofilamento y los hilos tensores espiculados. Los primeros son los más finos, normalmente empleados en la cara para reducir y rellenar arrugas faciales. Los segundos son más resistentes y gruesos. Son especialmente útiles en zonas con mayor flacidez, consiguiendo resituar totalmente la grasa sobrante.

Hilos tensores para el cuello

Un buen uso de los hilos tensores es en el cuello, aunque es imprescindible que lo haga un cirujano plástico con conocimiento y experiencia. En primer lugar se anestesia el cuello con una crema suave. Luego, se realizan unos pequeños pinchazos para introducirlos de manera subcutánea. Por último, el doctor realiza un leve masaje en el cuello para que las molestias sean mínimas y se extiende una segunda crema.

La única limitación de los hilos tensores es su postoperatorio, que puede resultar más molesto que el de otros tratamientos estéticos. Tras la implantación de hilos tensores es posible desarrollar hinchazón, calor e incluso algún ligero hematoma. Estos efectos adversos, poco frecuentes, se disipan a los pocos días.

Por eso es tan importante contar con un médico estético de confianza para desarrollar este tratamiento. En el Instituto Médico del Prado todos los procedimientos con hilos espiculados los realiza el doctor Daniel Arenas, nuestro responsable de Cirugía Estética.

Comparte esta noticia en:

Deja una respuesta

SUSCRÍBASE AL BLOG

Reciba noticias, promociones e información relevante sobre los servicios y tratamientos del Instituto Médico Del Prado.

 

Loading